El soldadito de plomo

$4.600,00
El soldadito de plomo $4.600,00

Jörg Müller
El soldadito de plomo
Lóguez Ediciones

Páginas: 40
Formato: 25 x 33 cm
Peso: 0.6 kgs.
ISBN: 9788489804920
Encuadernación: Cartoné
Año de edición: 2005-06-01
Colección:

¿Quién no conoce el cuento de "El soldadito de plomo? En la narración de Hans Christian Andersen, La historia de amor del soldado de una sola pierna se enamora de la bailarina del palacio, es arrancado de su pequeño mundo, comienza un viaje aventurero en un barco de papel y, finalmente, regresa a casa, donde se le depara un final agridulce. El ilustrador suizo Jörg Müller retoma el cuento para contarnos una historia con muchos elementos comunes pero al tiempo bien distinta. Sin necesidad de palabras, transforma el cuento en la crónica de un largo viaje, el que emprenden sin pretenderlo un soldadito de plomo y una barbie, juguetes de la infancia que una adolescente abandona... El artista quiere que los dibujos sean "leídos" atentamente. Los múltiples detalles, contenidos en ellos, señalan el camino y despiertan en el niño el placer por interrelacionarlos e inventar su propia historia, su propio cuento.

Jörg Müller
El soldadito de plomo
Lóguez Ediciones

Páginas: 40
Formato: 25 x 33 cm
Peso: 0.6 kgs.
ISBN: 9788489804920
Encuadernación: Cartoné
Año de edición: 2005-06-01
Colección:

¿Quién no conoce el cuento de "El soldadito de plomo? En la narración de Hans Christian Andersen, La historia de amor del soldado de una sola pierna se enamora de la bailarina del palacio, es arrancado de su pequeño mundo, comienza un viaje aventurero en un barco de papel y, finalmente, regresa a casa, donde se le depara un final agridulce. El ilustrador suizo Jörg Müller retoma el cuento para contarnos una historia con muchos elementos comunes pero al tiempo bien distinta. Sin necesidad de palabras, transforma el cuento en la crónica de un largo viaje, el que emprenden sin pretenderlo un soldadito de plomo y una barbie, juguetes de la infancia que una adolescente abandona... El artista quiere que los dibujos sean "leídos" atentamente. Los múltiples detalles, contenidos en ellos, señalan el camino y despiertan en el niño el placer por interrelacionarlos e inventar su propia historia, su propio cuento.